jueves, 1 de mayo de 2014

PAN DE CEREALES Y SEMILLAS, EN PANIFICADORA

Ya tenía ganas de hacer unas baguettes. El resultado se puede mejorar pero me ha gustado. Me he comprado un molde para baguettes y hasta hoy no había encontrado una receta que me llamara la atención. A mi me encantan los panes rústicos, oscuros, con semillas... y en cuanto ví este pan en el blog de Albahaca y Canela, me puse manos a la obra. Suerte que tengo la despensa bien surtida de semillas y de varias clases de harinas.
 
Algún día tengo que animarme a hacer mi propia masa madre pero es que me da que es algo "coñazo" estar pendiente de algo "vivo", y he leído mucho en internet sobre como hacerlo pero me lío mucho porque hay 500.000 indicaciones y consejos (o al menos esa impresión me da a mi) y al final con el cacao que tengo en la cabeza termino pasando. Me pasó lo mismo con mi kéfir. Lo tuve unos meses y como no notaba esos beneficios milagrosos que había leído (yo siempre espero lo máximo de todo y claro, no hay nada sobre la faz de la Tierra que sea tan milagroso, ni tan maravilloso como yo lo imagino) al final me decepciona, me cansa y lo dejo....
 
Pero bueno, tengo claro que tengo que estrenarme con algún pan hecho con masa madre. Y juro que algún día lo haré, aunque a los meses me canse y lo deje abandonado.
 
Al lío. También encontré otro blog que hace el mismo pan Disfrutando de la comida, con un resultado estupendo también.  Este último sigue los consejos de Dan Lepard para hacer pan, es decir nada de largos amasados sinos muchos reposos y cortos amasados entre reposo y reposo. Pero yo lo hice en mi panificadora porque esa mañana estaba haciendo una musaka y era mucho trajín para mí, pero para la próxima seguire las direcciones del blog Disfrutando de la comida porque me ha gustado mucho. Yo también he hecho la técnica de los "batards" para dar forma a mis baguettes, que luego explicaré paso a paso.
 
El caso es que este pan me ha gustado mucho. La imagen de mis 3 baguettes con sus semillitas me hace muy feliz. Lo único que no me ha gustado es que me han salido muy finas. Pero vamos, nada importante.
 
Ingredientes:
 
  • 1 sobre de levadura seca o un cubilete de levadura fresca
  • 375 ml de agua tibia
  • 325 g de harina de trigo de fuerza
  • 125 g de harina de centeno integral
  • 50 g de harina integral (o de espelta)
  • 1 cucharada de melaza (yo le eché miel)
  • 1 cucharadita colmada de sal
  • 100 g de mezcla de semillas y cereales (yo le puse sésamo blanco, sésamo negro, lino, copos de avena, amapola y calabaza)
  • 25 g de semillas extra para el acabado
 
Preparación:
 
  • En la panificadora, función 6 masas, ponemos por este orden: el agua, la miel, las harinas, la levadura seca (si utilizas la fresca déjala en agua tibia, con la miel para que fermente durante 30 minutos) y la sal.
  • Cuando la panificadora avise para agregar ingredientes le echas los 100 gr de semillas. Lo dejas hasta el final.
  • Sacas la masa. La pesas y la divides en 3 partes que serán las 3 baguettes. Con cada parte haces una bola, estiras y aplanas hasta hacer una torta:
  • Imaginas que la torta tiene 4 lados curvos. Tomas los dos lados más alejados de ti y los pliegas hacia el centro presionando bien para que queden sellados:
  • La punta que ha resultado del pliegue anterior la doblas hacia el centro presionando otra vez para que quede bien sellada:
  • Giras la masa 180º y repites los pliegues anteriores:
  • Cuando acabes vuelve a girar la masa a su posición inicial. Ahora pliega la masa hacia ti de manera uniforme:
  • Sella ambos lados con los dedos:
  • Y por último haces rodar la masa hacia delante y hacia atrás, presionando levemente hacia abajo para conseguir expulsar por los extremos el aire que haya quedado atrapado en el pliegue. Con este movimiento de vaivén las hacemos tan largas como queramos, yo las hice del tamaño del molde de baguettes.
  • Una vez que hemos dado forma a las 3 baguettes, pulverizamos con agua y espolvoreamos con el resto de semillas (25 g). También podemos poner las semillas sobre una bandeja de horno y vamos rebozando las baguettes húmedas.
  • Las pones sobre el molde de baguettes y las dejas reposar cubiertas con film de cocina durante 1 hora u 1 hora y media, hasta que doblen su tamaño.
  • La última media hora de levado ponemos el horno a 250º para que esté bien caliente cuando vayamos a meter el pan. Cuando metamos el molde (en la posición baja del horno) pulverizar con agua las paredes del horno para generar vapor y hacer una corteza más crujiente y una miga esponjosa. Durante los primeros 10 minutos pulverizar cada poco tiempo. Pasados estos 10 minutos bajar la temperatura a 200º y las dejamos 15 minutos más.

No hay comentarios :

Publicar un comentario