viernes, 29 de julio de 2016

CALABACINES LUNA RELLENOS DE CORDERO ESPECIADO

Desde que ví estos calabacines en el super pensé en hacer esta receta con carne picada de cordero especiada. Llegó el momento con unos restos de pierna de cordero que tenía junto con una salsa que hice para la pierna que asé entera en el horno.
 
Me salió suficiente salsa de especias como para tener durante meses un frasco en el frigo. Con esta salsa puedes hacer salsa de yogur simplemente añadiendo a un yogur una cucharada de esta salsa y un poco de limón, o podéis marinar pechugas de pavo o pollo...
 
 
Ingredientes:
  • 3 calabacines redondos
  • 1/2 cebolla
  • 1 zanahoria
  • 200 gr. de carne picada de cordero
  • queso para gratinar (yo puse de 2 tipos: parmesano y cheddar)
  • Salsa especiada (te saldrá suficiente cantidad para tener almacenada en la nevera):
  • 3 cucharadas de jengibre rallado
  • 2 chiles rojos
  • 2 cucharaditas de azúcar
  • 1 cucharadita de sal
  • 6 dientes de ajo triturados con el prensa ajos
  • 2 limones, ralladura y 3/4 de taza de su zumo
  • 1/2 taza de aceite de oliva
  • 1/2 cucharadita de granos de pimienta negra
  • 1 cucharadita de clavos
  • 2 cucharadas de semillas de cominos
  • 2 cucharaditas de cúrcuma
  • 1 cucharadita de semillas de hinojo
  • 2 ramitas de canela
  • 2 cucharaditas de pimentón

 Preparación:
  • Primero dejamos hecha la salsa: En el robot de cocina trituramos hasta formar una pasta los 7 primeros ingredientes de la pasta y el resto de ingredientes tostarlos en una sartén sin aceite hasta que empiecen a soltar aroma. Retirar del fuego y ponerlos en un molinillo para reducir a polvo. Añadir este polvo a la pasta que teníamos en el robot de cocina.
  • Puedes pasar de esta salsa y directamente utilizar curry o ras-al-hanut.
  • La noche antes, mezclar la carne picada de cordero con unas 2 ó 3 cucharadas de salsa y dejarla en la nevera hasta el día siguiente.
  • Siguiente día: Se vacían los calabacines usando un sacabolas pequeñito. Yo me descuidé con uno y se rajó un poco el lateral.
  • Troceamos muy bien la pulpa de calabacín y la añadimos a la cebolla y zanahorias cortadas muy finamente.
  • En una sartén con aceite salteamos esta mezcla hasta que se ablande y se evapore la humedad de los vegetales. Salamos.
  • Cuando estén, los ponemos en un plato y en esa misma sartén con un poco más de aceite salteamos la carne. Cuando ya esté salteada la unimos a la mezcla que teníamos reservada.
  • Rellenamos los calabacines con esta mezcla y cubrimos con parmesano yluego con cheddar o cualquier otro queso que os guste.
  • Metemos a horno precalentado a 180º durante 20 minutos.
  • Otra opción es: cocerlos previamente al vapor durante 5 minutos. Se ponen boca abajo para que reciban el vapor en su interior. De este modo sólo los tendrías que dejar en el horno durante 8 minutos y gratinar 2 minutos.

domingo, 10 de julio de 2016

CONEJO EN SALSA

 
Acabo de descubrir este blog que me ha encantado. Mina, la autora del blog, lo llama "Conejo a la andaluza" porque la aprendió de su madre en Sevilla. Pero francamente no se de donde le sale a ella ese bonito tono dorado de la foto que tanto me llamó la atención. Yo creo que esta receta tiene cierto toque a conejo al ajillo que es el que siempre hago yo y el que más me gustaba hasta ahora.
 
Este plato se come tanto caliente como frio (no recién sacado de la nevera, a temperatura ambiente). Este tipo de guisos con vino es mejor comerlo de 1 día para otro cuando la carne se ha empapado bien del sabor de la salsa.
 
Ingredientes:
 
  • Un conejo de algo más de 1 k cortado a trozos no muy pequeños
  • 1 cabeza de ajos
  • 1 rebanada de pan un poco gruesa del día anterior (yo le puse 2 rebanadas de pan de molde integral ya que nunca tengo pan seco, me lo como siempre todo...)
  • 1 vasito de vino blanco, tipo manzanilla (yo puse un simple vino blanco)
  • 1/2 vasito de coñac
  • 1 vaso grande de agua
  • 2 hojas de laurel
  • Unas ramitas de tomillo fresco (yo seco)
  • 1/2 cucharadita de comino molido
  • Una pizca de nuez moscada
  • Vinagre de Jerez
  • Sal y pimienta
  • Aceite de oliva
Preparación:
 
  • En una olla se pone aceite y se fríen las rebanadas de pan. Se sacan a un plato y se mojan con vinagre.
  • En la misma olla se fríen las tajadas de conejo con los dientes de la cabeza de ajos, sin pelar. Se fríen en 2 tandas. Cuando hemos acabado la segunda volcamos en la olla la primera tanda. Dejamos en la olla sólo 4 ajos, el resto los ponemos en un mortero, pelados, y los machacamos junto con las rebanadas de pan mojadas en vinagre hasta formar una pasta.
  • En la olla, ponemos las hojas de laurel y el tomillo. Añadimos el vino, subimos el fuego y vamos raspando el fondo para desglasar. Dejamos que se evapore. Añadimos el coñac y hacemos lo mismo. A continuación el agua, comino, nuez moscada y salpimentamos. Cuando rompa a hervir bajamos el fuego al mínimo, tapamos la olla y lo dejamos 20 minutos.
  • Pasado este tiempo añadimos el majado del mortero que podemos disolver con algo del líquido de la cocción. Mezclamos bien. Tapamos y volvemos a dejar 20 minutos más. Si ves que se te queda muy seco añádele un poco de agua. Yo no tuve que hacerlo.
  • Una vez que ya se ha terminado de cocer lo apartamos del fuego y lo dejamos reposar al menos 1 hora. Al servir espolvorear con perejil picado.